Archivos mensuales: noviembre 2016

JetBlue: Uno de los mayores acuerdos en combustibles renovables de la historia

JetBlue anunció un acuerdo de 10 años de compra de combustible renovable para aviones con SG Preston, líder en energías renovables.

Esto marca uno de los mayores acuerdos de compra de combustible renovable en la historia de la aviación, y el mayor compromiso a largo plazo, desarrollado por una aerolínea a nivel mundial en relación a combustible para aviones basado en HEFA (ésteres y ácidos grasos hidroprocesados).

El combustible renovable para aviones se produce a partir de los recursos biológicos, como la materia vegetal, que pueden ser repuestos rápidamente y sin afectar el suministro de alimentos. Con SG Preston, JetBlue está creando combustible de aviación renovable que tiene la capacidad de mejorar los resultados económicos de la línea aérea al tiempo que reduce sus emisiones netas de CO2. Las opciones renovables pueden reducir de manera significativa las emisiones, incluyendo contaminantes relacionados con la calidad del aire, así como gases de efecto invernadero. El combustible renovable para aviones es químicamente equivalente al combustible convencional, y no representa ninguna diferencia apreciable en el rendimiento o la seguridad.

“El futuro de la aviación depende en parte de las fuentes de energía renovables. Estamos tomando un rol de liderazgo en tecnología y otros avances, incluyendo combustibles de aviación renovables”, dijo Robin Hayes, presidente y CEO de JetBlue. “JetBlue se está preparando para un mundo en el que se debe reducir nuestra producción de gases de invernadero. Con esto en mente, hemos ejecutado uno de los mayores acuerdos de compra de combustible renovable para aviones. Esto es sólo un paso de muchos en nuestro trabajo hacia un futuro bajo en carbono”.

En 2016, JetBlue comenzó a explorar activamente la posibilidad de comprar combustible de aviación renovable para uso comercial. En 2015, JetBlue fue la única aerolínea en firmar el Acta Americana de Negocios de la Casa Blanca sobre el Compromiso Climático (White House´s American Business Act on Climate Pledge), destacando su apoyo a un acuerdo internacional sobre el clima hacia un futuro con bajas emisiones de carbono.

JetBlue se comprometió a reducir las emisiones globales en el transporte aéreo comercial en asociación con fabricantes de aviones y de motores, la FAA, y otros.

Enfoque de JetBlue en el Medio Ambiente

JetBlue cree en la comunicación de forma transparente sobre el cambio climático. La aerolínea se ha comprometido a tomar medidas para hacer frente a la emisión de gases de efecto invernadero (GEI) de sus vuelos y JetBlue empodera e inspira a sus clientes y miembros de tripulación para compensar las emisiones cuando vuelan. La aerolínea está constantemente buscando maneras de ser más eficiente en relación al combustible y adoptando tecnologías más eficientes. Por ejemplo, los aviones de JetBlue cuentan con sharklets de Airbus, que mejoran la aerodinámica y reducen el consumo de combustible y las emisiones.

United compra 24 aviones E175 a Embraer

Embraer se adjudica un nuevo pedido de 24 E175 para United Airlines.

Estos 24 aviones pedidos por United Airlines están previstos que sean entregados a partir de  2017. Este contrato tiene un valor total de 1.800 millones de dólares a precio de catálogo. Este nuevo ingreso se verá reflejado en los resultados del cuatro trimestre de 2016 de la empresa brasileña.

Aerolíneas chinas ofrecen jugosos salarios a pilotos extranjeros

China necesitará entre 4.000 y 5.000 nuevos pilotos, cada año, por las próximas dos décadas.

Analistas estiman que China necesitará entre 4.000 y 5.000 nuevos pilotos cada año para las próximas dos décadas. Las líneas aéreas de ese país se encuentran entre las que más rápido crecen en el mundo y son las que más compran aviones a Airbus y Boeing.

Las escuelas de formación en China no están sacando suficientes pilotos para mantenerse al día con el meteórico crecimiento de la industria, y hay una grave escasez de capitanes experimentados.

Las ofertas de las aerolíneas chinas han atraído a veteranos de la industria de todo el mundo.

“Antes volaba de 80 a 100 horas al mes. Aquí, solo vuelo 50 para prácticamente triplicar mi pago”, dijo Jeff Graham, quien dejó su trabajo, el año pasado, en la línea aérea de carga Southern Air, de San Antonio, Texas, para trabajar para una aerolínea en Shenzhen, en el sur de China.

Para Fernando, excapitán de una gran compañía aérea de México, el beneficio de trasladarse a China fue aún más claro. Dice que gana cinco o seis veces más dinero en una aerolínea en la ciudad de Chengdu.

“Había un par de opciones más en Asia, pero la paga, el mejor sueldo ahora está en China”, dijo Fernando, que pidió no ser identificado por su nombre completo porque no tiene permiso de la aerolínea para hablar en público. Él y su esposa se mudaron a Chengdu en agosto, y recientemente terminó su formación.

Varios anuncios de compañías aéreas chinas, en sitios de reclutamiento como Wasinc, ofrecen salarios mensuales de más de US$ 25.000 netos para los capitanes.

Chengdu Airlines presume de que ofrece el “pago más alto en China” de US$ 25.800 al mes, con un bono de US$ 36.000 por completar un contrato de tres años.

“En China, los pilotos son siempre escasos”, dijo Guo Jing, un portavoz de la línea aérea. “Y ofrecemos salarios altos porque si no lo hacemos, nadie vendrá”.

Por su habilidad y experiencia, los pilotos occidentales llevan tiempo beneficiándose de los incentivos financieros derivados de una alta demanda.

Los pilotos veteranos, que una vez volaron en las aerolíneas estadounidenses y europeas, han sido atraídos en años recientes por las compañías de Medio Oriente. Algunos de esos mismos pilotos ahora se están trasladando de Dubai a China.

¡Air Europa cumple 30 años de vida!

Sus pasajeros, que han ido creciendo a lo largo de todos estos años, son la piedra angular por lo que ofrecer el mejor servicio es su prioridad.

Air Europa fue fundada como Air España S.A. y participada por el touroperador inglés ILG (International Leisure Group), también propietario de la aerolínea inglesa Air Europe en 1984. Comenzó realizando vuelos chárter entre España y Reino Unido el 21 de noviembre de 1986. Tras la quiebra de ILG y de Air Europe en marzo de 1991 la compañía fue adquirida por Juan José Hidalgo, propietario a su vez de Viajes Halcón, y que posteriormente también adquirió las mayoristas Travelplan, más tarde Touring Club, Iberrail y Travelplannet, la minorista Viajes Ecuador, Groundforce, los Hoteles Be Live, Pepeworld, el operador turístico de Florida MKTravelplan y recientemente el operador turístico Travelider conformando hoy en día Globalia Corporación Empresarial, el mayor grupo turístico español.

ec-geu-air-europa-boeing-737-375_planespottersnet_240636

Cuando se desregularizó el mercado aéreo en España en 1993, la compañía comenzó a ofrecer vuelos regulares.

La empresa ha usado a lo largo de su historia una flota compuesta en exclusiva por aviones de Boeing, especialmente 737, 757 y 767, por lo que sorprendió a todos cuando en 2005 anunció la compra de diez Airbus A350, pedido finalmente cancelado, así como el alquiler inmediato de cuatro A330-200 y un A340-200, también de Airbus, para realizar nuevos vuelos de largo recorrido.

ec-gcb-air-europa-boeing-757-236_planespottersnet_680891

En 2007, Air Europa ingresó como miembro asociado a la alianza SkyTeam y en julio de 2010 pasó a ser miembro de pleno derecho.

El 22 de enero de 2008 anunció la compra de 8 unidades de Boeing 787-8 Dreamliner, convirtiéndose así en la primera aerolínea española en incorporar este modelo a su flota, y en 2015 encargó 14 unidades más que se unirán entre 2018 y 2022. El mismo año presentó su nueva imagen corporativa y su nuevo programa de fidelización SUMA.

A principios del 2016, creó su filial Air Europa Express para competir con Iberia Express y las aerolíneas de bajo costo EasyJet y Ryanair, además de empezar a dotar a sus aviones de largo radio con WiFi.

Hoy opera desde el aeropuerto de Madrid Bajajas como base para toda Europa, Latinomérica, Caribe, Estados Unidos, y mediante la alianza SkyTeam y aerolíneas asociadas llega a miles de destinos en todo el mundo.

Desde el 16 de diciembre del pasado año conecta Madrid y Asunción con dos frecuencias semanales con equipos Airbus A330-200 de 299 asientos, siendo la única compañía en volar sin escalas entre Paraguay y Europa. El 19 de diciembre de este año duplicará su presencia en el país, volando 4 veces por semana, además de extender la ruta hasta Córdoba, con derechos de quinta libertad entre Paraguay y Argentina.

air europa 30 aniversario

Air Europa lleva 30 años con el mismo entusiasmo y lo quiere celebrar con sus pasajeros regalando mediante un sorteo 30 tickets a destinos nacionales y europeos. Para participar debés que subir una foto tomada en sus aviones en cualquiera de los vuelos en la semana del 21 al 27 de noviembre a tu perfil de Instagram o Twitter con el hashtag #aireuropa30.

Claves para participar

  • Seguir a Air Europa en sus perfiles de Instagram o Twitter.
  • Hacer una foto o vídeo en sus aviones (fuera o dentro) el día que vayas a volar.
  • Utilizar la etiqueta #aireuropa30 en la publicación.
  • El sorteo es aplicable a los pasajeros que vuelen cualquiera de los días entre el 21 y 27 de noviembre de 2016.
  • El sorteo se realizará y comunicará el día 5 de diciembre de 2016.
  • Se sortearán premios dobles,  un billete para el ganador y otros para un acompañante, a elegir entre nuestros vuelos nacionales o europeos.
  • No olvidar consultar las bases legales aquí.

Desde Aeronáutica Paraguay felicitamos a Air Europa por sus primeros 30 años de historia, y les agradecemos por confiar en nuestro trabajo.

¡Que sean muchos más!

Latam: Gobiernos deben entender rol de la aviación en el desarrollo de los países

Por Ricardo Delpiano vía En vivo desde SCL

Mostrando los avances alcanzados por la industria, en materia de seguridad y por sobre todo, en la capacidad de las líneas aéreas para mover a más pasajeros y con esto, aportar al desarrollo económico y social de los países, el discurso pronunciado se interpreta como un directo mensaje hacia los Gobiernos de la región para que tomen cartas en el asunto, se actualicen y entiendan su rol para que de esta forma, se conviertan en un poderoso aliado de la aviación.

31015714316_2d42c560f1

Enrique Cueto, CEO de Latam Airlines y Presidente de ALTA.

Según señala Cueto, el año 2015 fue uno de los más seguros para las líneas aéreas haciendo que Latinoamérica y el Caribe terminen con índices impresionantes en la materia. Un resultado positivo que se consigue por arduos trabajos y esfuerzos de parte de todos los actores, permitiendo que la aviación logre la meta propuesta al año 2020. En el transporte de pasajeros, indica que las aerolíneas ALTA sumaron siete millones de pasajeros adicionales en 2015 y a septiembre de este año ya han incorporado a otros 6,5 millones más.

“Hace 10 años dijimos que podíamos doblar el tráfico doméstico. Nos pusimos a trabajar y triplicamos los pasajeros domésticos en algunos casos”, expone orgulloso el directivo pese a que hace hincapié a las dificultades que ha tenido que sortear el sector en los últimos meses como consecuencia de la devaluación de las monedas, el bajo crecimiento de las economías producidos por factores externos y también internos, este último derivado principalmente de la política.

Con una capacidad altamente innovadora que permite transformarse y generar modelos de negocios sustentables para operar de manera segura y movilizar a más pasajeros, Cueto dice que el sector “está listo para dar un nuevo salto” siempre y cuando los Gobiernos permitan hacerlo. Un desafío pendiente que pese a los reiterados llamados de la industria, todavía no es escuchado por las distintas administraciones que siguen viendo a la aviación fuente permanente de recursos para llenar las arcas fiscales. Se trata de una visión antigua que no coincide con las necesidades de la industria ni menos con las de la gente que busca viajar, moverse más rápido y generar nuevos negocios.

“Vivimos en una región reactiva, no proactiva. Es la realidad. Poca coordinación, cero planificación”, dice. “Nosotros (la industria), ya hicimos nuestra parte: doblamos el número de pasajeros, somos seguros, puntuales, modernizamos flota, generamos alianzas, eficiencia”. Al referirse a los Gobiernos, indica que es un aliado importante que tiene “actualizar y entender su rol”.

Enrique Cueto expone algunos ejemplos de esta realidad atrasada: baja inversión en infraestructura, espacios aéreos congestionados, aeropuertos saturados, servicios de migraciones lentos y aduanas paralizadas, entre otras deficiencias. “Todos los actores que nos rodean cuentan con dificultades para alcanzar nuestro crecimiento”. Así, prácticamente todas las respuestas que estos pueden dar, llegan tarde a satisfacer las necesidades.

Aparte de generar dificultades para el crecimiento de la aviación, lo expuesto impacta directamente en los usuarios quienes ven afectados todos los procesos y no logran percibir los avances que la industria hace en beneficio de ellos. Para dar cuenta de esto, realidades sobran. Por ejemplo, un aeropuerto o una línea aérea puede invertir mucho en materia de servicios o en nuevos espacios, aún con una infraestructura limitada, pero si tienen servicios públicos o entidades ineficientes se seguirán generando “cuellos de botella” que retrasarán los procesos de los usuarios, quienes finalmente verán mermada su experiencia de viaje, dado que el principal fin se cumplirá de mala manera. Por el contrario, si existe voluntad y eficiencia, un pasajero no sólo estará a gusto sino que también podrá aprovechar el mayor tiempo que tendrá para disfrutar de los servicios que pueden ofrecerse. Dejar hacer y dejar actuar, ese es otra interpretación del mensaje.

En su intervención, Cueto vuelve a tocar temas importantes y que también están pendientes: la excesiva carga tributaria y la gran cantidad de regulaciones que existen en la región. “Trabajamos por reducir nuestros costos y ser más eficientes. Traspasamos todos nuestros ahorros hacia nuestros clientes pero tenemos del otro lado a socios que aumentan cada vez más sus ingresos”, puntualiza. Para la industria, en la región todavía hay una batalla sin solución: las tarifas de los pasajes vs los costos aeroportuarios y de navegación aérea. “Nuestras tarifas domésticas siguen en picada. Caso de Chile, disminución de 60% en los precios y los cargos a las aerolíneas suben, suben y suben y no paran de subir. ¡Cada vez el pasajero frecuente paga más por tasas e impuestos que por el pasaje! Es insostenible este modelo”.

En materia de regulaciones, vuelve a tocar las normas de protección al consumidor que en muchos países se ha hecho bajo una mirada unilateral sin considerar a la contraparte. También señala el caso que algunos países que están inventando nuevos impuestos y regulaciones en temas de medio ambiente pese a que la industria a través de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) alcanzó un acuerdo global en la materia.

“No estamos pidiendo ayudas ni protección ni subsidios, sino que se generen los espacios para que más gente vuele. Bajo el modelo que sea y cómo hacerlo de forma rentable, es problema de cada uno de nosotros”, comenta.

El siglo XXI es el de la conectividad y el avión, la herramienta para precisa para conseguirla, generar turismo, oportunidades, nuevos negocios, más empleos, es decir, mover la economía, la misma que hoy está estancada en la región. Para continuar avanzando y hacer que el tráfico aéreo se dispare, Cueto indica que los Gobiernos deben actualizarse: entregar un marco normativo eficiente que permita generar una adecuada infraestructura, leyes de protección al consumidor eficientes e inteligentes y regulaciones armonizadas.

Trabajar conjuntamente es la invitación que el máximo ejecutivo de ALTA y de una las aerolíneas más importantes hace a la región para poder alcanzar los objetivos fijados a los próximos años. Según estimaciones de la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA), los países de América Latina y el Caribe debieran tener una demanda de pasajeros de 685 millones al año 2035, cifra muy superior a los 298 millones movilizados en 2015. Ese crecimiento permitirá que el número de empleos crezca de 5,4 millones a 8,4 millones y la contribución al Producto Interno Bruto (PIB) regional pase en los próximos 20 años de los US$ 176 mil millones actuales a unos US$ 380 mil millones.