La razón por la que dos tercios de los aviones de la Armada de EE.UU. no pueden volar

Cerca de dos tercios de los aviones de combate F/A 18 de la Armada de Estados Unidos no pueden volar: están en tierra por retrasos en las reparaciones o porque sus piezas de repuesto aún no llegan.

Navy F-18 USAF Navy F-18 USAF

Con más de la mitad de toda la flota aérea fuera de servicio y sin un acuerdo sobre el presupuesto para aumentar los gastos de defensa, los altos mandos de la Armada aseguran que los aviones en funcionamiento están siendo llevados al límite.

“Por varias razones, nuestros astilleros y depósitos de aviones luchan para poder lograr que nuestros barcos y aeronaves tengan el correspondiente mantenimiento a tiempo”, explicó el almirante William Moran, subdirector de operaciones navales.

El número de aviones de combate F/A 18 que no están funcionando es “el doble de lo que debería ser”, añadió el oficial al confirmar los informes que registraron que el 62% de estas aeronaves en la armada no pueden volar y el 53% del total de la flota aérea está anclado en tierra.

El portal Defense News fue el primero en reportar la cantidad de aviones de combate fuera de servicio en la Marina, antes de la audiencia de este martes.

Moran, junto a los comandantes del Ejército y la Fuerza Aérea, describió una flota de aviones envejecida, sobreutilizada y sin personal suficiente, que está sintiendo el peso del rapto y los recortes presupuestarios implementados por el Congreso y el gobierno de Obama.

Sin embargo, Peter Singer, un estratega para la Fundación New America en Washington, aseguró que “los problemas de preparación son la consecuencia de una serie de decisiones que solo han agravado la situación: desde las cuestiones presupuestarias del Congreso hasta el hecho de que el Pentágono asumiera que para este momento ya habría aviones de reemplazo”.

El representante demócrata por Washington, Adam Smith, destacó también las limitaciones presupuestarias implementadas por el Congreso y el presidente Barack Obama en 2011, junto con la alta demanda de servicios de los aciones, como los factores clave que contribuyeron a la falta de flexibilidad financiera de la Marina.

“Las limitaciones presupuestarias para gasto militar y no militar en la Ley de Control del Presupuesto han degradado nuestra preparación militar”, le señaló Smith a CNN, agregando que esas restricciones fueron “agravadas por más de una década de guerra” y por “largos retrasos en el desarrollo de aeronaves de reemplazo “

El Congreso decidió no abordar este año las limitaciones derivadas de la Ley de Control Presupuestario y fallando en plantear un presupuesto antes del 1 de octubre, cuando empieza el año fiscal 2017. En lugar de ello, los legisladores optaron por usar medidas de transición que mantuvieron el gasto de defensa en los mismos niveles de 2016.

Un asistente del Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes le dijo a CNN que culpar simplemente al Congreso por cómo se ha degradado la preparación del Ejército es una simplificación excesiva del problema. Agregó que los inconvenientes de hoy son el resultado de “la desconexión entre el gobierno anterior y el Congreso”, junto con los recortes de presupuesto y los programas de defensa detenidos.

Usualmente descrita como la columna vertebral de la aviación de la Armada, el F/A 18 fue diseñado para tener una útil de aproximadamente 6.000 horas de vuelo.

Ahora, esos aviones están siendo obligados a volar entre 8.000 y 9.000 horas para cumplir las expectativas en las misiones, debido a que hay menos aeronaves disponibles para la operación, el presupuesto está restringido y hay retrasos en la aeronave de combateF-35 Joint Strike Fighter.

Moran advirtió que la escasez de aviones en condiciones de volar, dentro de una flota ya envejecida, ha dejado a la Marina “sin poder de acción” para conflictos futuros.

John Venable, de la Fundación Heritage, aseguró que los problemas destacados por Moran y otros comandantes ilustran los “niveles excepcionalmente bajos de preparación” de los militares estadounidenses. Pero, además, que la situación podría empeorar antes de ver una mejoría.

El recién confirmado secretario de Defensa, James Mattis, ya destacó como prioridades de su administración la importancia de la preparación, de incrementar los números del personal y de recapitalización.

Sin embargo, según Smith, el gobierno de Trump y el Congreso enfrentaran desafíos considerables cuando se traten de cumplir promesas de campaña como construir una Armada de 355 barcos o aumentar el número de aviones en la Fuerza Aérea.

“Puedes fantasear sobre gastar dinero todo lo que quieras, pero la realidad es que no podremos arreglar nuestros problemas de preparación militar sin derogar la Ley de Control del Presupuesto”, le argumentó Smith a CNN. “Hasta ahora los republicanos no han podido mostrarnos ningún plan para hacer eso”, insistió.

Ryan Browne contribuyó a este informe.

*CNN en español

Acerca de bettopy (30 Artículos)
Trabajando en el mundo de las telecomunicaciones, amante de todo lo relacionado a tecnologías de la información, fotografía (spotting) y temas asociados a la industria de la aviación y el espacio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: