Archivos por Etiqueta: Japan Airlines

JAL advierte sobre menores a bordo al momento de elegir un asiento

Porque existen muchos pasajeros que a la hora de viajar necesitan de un espacio relajado por cansancio en escalas en aeropuertos, o porque sencillamente buscan mayor tranquilidad, Japan Airlines (JAL) se compromete con sus usuarios buscando la satisfacción total para este segmento de clientes.

La firma sacó a luz la primera actualización donde el pasajero, a la hora de la compra de pasajes, puede visualizar a través de un “emoji” la representación de un bebé de entre tres semanas y hasta dos años de vida, en el asiento que éste tenga asignado.

Muchos de los pasajeros frecuentes ya están acostumbrados a la presencia de un niño a bordo, sin embargo, para otros pasajeros resulta un fastidio tener que tolerar los llantos de un bebé o menor, y por tal razón, JAL desarrolló esta herramienta de “advertencia” a la hora de la compra del ticket. La medida generó polémica en la industria y tiene adeptos y detractores.

Japan Airlines, con base en Tokio, Japón, opera una flota de 110 aeronaves que vuelan a casi todo el mundo.

¿Y vos, estás de acuerdo con esto, o no?

Aeroméxico y Japan Airlines pactan un acuerdo de código compartido

Aeroméxico comenzará a operar y comercializar más de 20 ciudades en Japón a través de la firma de un código compartido con Japan Airlines, compañía que también incrementará a 30 los destinos en México desde Narita. Según lo anunciado por la aerolínea de bandera mexicana, a partir del 12 de febrero de 2019 entra en vigor el acuerdo de código compartido con Japan Airlines, dando a sus pasajeros la posibilidad de abordar el vuelo diario y directo desde la Ciudad de México a Tokio-Narita y disfrutar la red de destinos más completa del “imperio del sol naciente”.

Aeroméxico-Japan-Airlines-acuerdo-737x413

A través de esta iniciativa, Aeroméxico prevé incrementar la conectividad a centros de negocio japoneses como Osaka, Sapporo e Hiroshima, no obstante también abre nuevas puertas para que los clientes conozcan los encantos de ciudades ancestrales tales como Nagasaki, Oita, Okinawa y Ube. Por su parte, Japan Airlines aumentará a 30 sus destinos en México desde Narita. Al margen de los intereses en materia de turismo, el codeshare está enfocado desde un punto de vista económico con el objetivo de fomentar la llegada de más inversionistas nipones y estimular el intercambio comercial entre ambas naciones. En este sentido, fuentes oficiales señalan que en México operan aproximadamente cerca de 1.180 empresas japonesas y al cierre del 2017 (último dato disponible) el país azteca registró importaciones por valor de 11.2 millones de dólares y exportó 5.7 millones de dólares.

Japan_Airlines,_Boeing_787-9_JA861J_NRT_(19455285040)

Es importante mencionar que entre enero y noviembre de 2018 han ingresado a México vía aérea unos 140.363 viajeros provenientes de Japón, cifra que denota un crecimiento del 3.7% en comparación al mismo periodo del año anterior. Por ello, Aeroméxico redobla su apuesta y se consolida como línea aérea latinoamericana en llegar al continente asiático de la mano de Japan Airlines.

26087482501_bfe3479ae8_b.jpg

Japón atrae gran cantidad de turistas motivados por conocer su milenaria cultura y escenarios maravillosos que contrastan perfectamente la modernidad y la tradición. La capital Tokio, resalta por el ajetreo diario en sus calles donde el movimiento jamás se detiene, sin embargo, los viajeros pueden disfrutar momentos relajados recorriendo los templos antiguos en contacto con la espiritualidad; igualmente, no puede faltar la visita a los montes Fuji o Komagatake si se desea estar en contacto con la naturaleza, o los lugares para esquiar como Niseko, en Hokkaido.

JAL usará biocombustibles desde este año

El Combustible de Aviación Sostenible (SAF, por sus siglas en inglés) será proveído por Showa Shell Sekiyu KK. El programa forma parte del plan estratégico de la compañía nipona para reducir las emisiones CO2 que liberan sus aeronaves a la atmósfera, mismo que según el comunicado, “contribuirá activamente a abordar los objetivos de desarrollo global sostenible, incluyendo la baja de la huella de carbono para un mundo más verde”. 

Durante los últimos 10 años, la aerolínea ha tomado una serie de medidas en este aspecto para apoyar el desarrollo de la tecnología SAF.  El primer hito se dio en 2009, cuando operó un vuelo de prueba en Japón con SAF utilizando una mezcla de tres materias primeras de biocombustible, y en noviembre de 2017, lo hizo en un vuelo entre Chicago y Tokio.

En el mediano plazo, JAL quiere concretar en 2020 un vuelo chárter con SAF producido con ropa reciclada.

Nueva Low Cost de las manos de JAL

Aún no fue definido el nombre, pero esta nueva compañía tendrá como base el aeropuerto de Narita (NRT) e inicialmente operará con 2 Boeing 787-8 Dreamliner.

Actualmente la aerolínea de bandera japonesa incursiona en el segmento low cost con JetStar Japan, que es un proyecto en conjunto con Qantas de Australia. JetStar Japan actualmente realiza vuelos de mediano alcance dentro del territorio nipón, tiene como base principal el aeropuerto de Narita y su flota está compuesta por 20 aviones A320.

Esta nueva aerolínea de bajo costo será un nuevo desafío de JAL para atender las necesidades de los diversos tipos de pasajeros que hoy en día buscan nuevas opciones para los viajes de largo alcance, además con la incorporación de la política de bajo costo, JAL quiere contribuir al objetivo de Japón a atraer más turistas a su territorio.

Iberia ingresa al joint venture Europa – Asia

Por Ricardo Delpiano

La aprobación antimonopolio japonesa representa un paso importante en la consolidación de la industria a nivel regional y global, además de ser una antesala positiva para Iberia de cara al próximo inicio de sus operaciones entre Madrid y Tokio (NRT), previstas para el 18 de octubre del presente año. Coincidiendo con la apertura de la nueva ruta, ese mismo día la compañía española se integrará formalmente a la asociación.

La inmunidad antimonopolio fue anunciada el 16 de agosto y permite a las cuatro líneas aéreas cooperar en la coordinación de horarios y tarifas, además de compartir ingresos en las distintas rutas adscritas a la alianza.

Como ocurre en este como otros tipos de alianzas, los pasajeros y clientes de las distintas líneas aéreas se beneficiarán de una mayor oferta en términos de red de rutas, opciones de vuelos, alternativas de conexión y ventajas para viajeros frecuentes, a precios más accesibles.

“Queremos dar gracias a los reguladores por aprobar nuestra solicitud de inmunidad antimonopolio para que Iberia se una a Japan Airlines, British Airways y Finnair en nuestro negocio conjunto entre Japón y Europa”, destaca Yoshiharu Ueki, presidente de JAL. “Este movimiento nos permitirá fortalecer nuestra asociación con los miembros de oneworld y entregar a nuestros clientes más beneficios para viajar entre Japón y Europa.

Alex Cruz, presidente y CEO de British Airways, indica que “estamos encantados de que nuestra compañía aérea hermana, Iberia, se una a nuestros socios de oneworld en el negocio conjunto. El disponer de más vuelos europeos a Japón, junto con los beneficios de contar con horarios coordinados y más beneficios para los viajeros frecuentes es una fantástica noticia para los consumidores”.

Iberia volará inicialmente tres veces por semana en la ruta Madrid – Tokio (NRT) con aviones A340-600. Este servicio se enmarca dentro de la expansión de la compañía española a Asia, que desde el 28 de junio incluye también a la ciudad china de Shanghái. Las dos nuevas rutas representan una nueva opción de conectividad desde España –y Europa- con Asia, así como también una alternativa adicional desde Latinoamérica, considerando el liderazgo que Iberia posee en la región.

Actualmente, British Airways vuela dos vuelos diarios desde Londres (LHR) a Tokio (NRT y HND), Finnair enlaza el hub de Helsinki con las ciudades de Tokio (NRT), Osaka (KIX), Nagoya y Fukuoka, mientras que JAL vuela diariamente desde Tokio (NRT y HND) a Paris (CDG), de Tokio (HND) a Londres (LHR) y desde Tokio (NRT) a Frankfurt y Helsinki.

Con la aprobación del joint venture, las cuatro aerolíneas verán fortalecidas su posición en las rutas que operan y frente a la competencia que tienen de parte de Lufthansa y ANA – All Nippon Airways, Air France – KLM y sus socias asiáticas o las grandes líneas aéreas globales del Medio Oriente.

Los joint ventures en aviación son una nueva forma de consolidación de las líneas aéreas. Se ubican en un nivel inferior previo a las fusiones por ser contratos atípicos y al margen en donde dos o más empresas se unen para realizar operaciones complementarias en sus negocios, crear uno nuevo o realizar acciones específicas comunes. En este proceso, las empresas participantes no comparten propiedad ya que cada una mantiene su independencia.

En las líneas aéreas esta fórmula de asociación se da para cooperar en rutas, tarifas, compartir ingresos, mantenimiento u otras áreas. Forman parte de un trabajo con visión global con el objetivo de fortalecer a la propia industria ante ciclos económicos y fenómenos socio-políticos más recurrentes e impulsar la conectividad a través de una mayor red de destinos para movilizar mayores volúmenes de pasajeros o carga dentro del sistema.

A diferencia de las fusiones, los joint ventures son más flexibles, modificables y temporales, pudiendo ser incluso focalizados, en el cual una determinada línea aérea puede tener un joint venture para un mercado específico pero sin comprometer el resto de su operación o disponer de más de uno para el mercado que desee atender.

Las líneas áreas que participan en este tipo de asociaciones consiguen mayor eficiencia al coordinar operaciones y servicios, mayores sinergias, cooperación e inversión conjunta, como por ejemplo en términos de infraestructura aeroportuaria, acceso a más y mejores prácticas, además de una capacidad superior para alcanzar nuevos mercados sin realizar una inversión significativa que pueda poner en riesgo el negocio, todo manteniendo su estructura independiente, favoreciendo la búsqueda de nuevas oportunidades.

A fecha de hoy, los joint ventures se extienden por todo el mundo e incluyen a un distinto número de líneas aéreas con distintos modelos de negocios. Su proliferación dan cuenta de la aceptación que los Gobiernos hacen a este tipo de tipo de prácticas, especialmente aquellos que reconocen el valor del transporte aéreo como herramientas catalizadoras del desarrollo de la economía.

En Latinoamérica, los casos de American Airlines – LATAM Airlines, British Airways – Iberia – LATAM Airlines, y el de Aeroméxico – Delta Air Lines, demuestran que este tipo de asociación ya está presente en la región, las que para su funcionamiento y generación de los beneficios correspondientes, necesitan de la aprobación correspondiente de las autoridades.

Recientemente, el Consejo Administrativo de Defensa Económica de Brasil (CADE) ha cuestionado el joint venture entre LATAM e IAG (British Airways) calificándolo de “complejo” en su implementación, pese a que en términos generales no difiere en gran medida de otros acuerdos de este tipo que se están dando en el mundo.

Un día como hoy ocurría el peor accidente aéreo de la historia con un solo avión

Un día como hoy, 12 de agosto, pero de 1985, un Boeing 747-SR46 de Japan Airlines que volaba entre Tokio y Osaka, colisionó en lo alto del monte Takamagahara, en la prefectura de Gunma, a 100 km de la capital japonesa.

La aeronave registrada como JA8119 cubría el vuelo 123, habiendo despegado desde la terminal aérea de Haneda. El lugar del impacto fue Osutaka O`ne, muy cerca del Monte Osutaka.

Permanece en la historia como el mayor desastre aéreo en vuelo único y el segundo en accidentes de aviación de todos los tiempos, después de la colisión de 1977 en Los Rodeos y excluyendo los Atentados del 11 de septiembre de 2001.

n-jalcrash-a-20150812

Los 15 miembros de la tripulación y 505 de los 509 pasajeros murieron (incluyendo al famoso cantante Kyu Sakamoto): en total 520 muertos. Las cuatro mujeres supervivientes fueron localizadas juntas en la parte trasera del avión: Yumi Ochiai (落合 由美 Ochiai Yumi), una tripulante de cabina de JAL fuera de servicio, de 25 años de edad, que estaba atrapada entre los asientos; Hiroko Yoshizaki (吉崎 博子 Yoshizaki Hiroko), una mujer de 34 años, y su hija de 8 años, de nombre Mikiko (吉崎 美紀子 Yoshizaki Mikiko), quienes estaban atrapadas en una sección intacta del fuselaje; y una chica de 12 años llamada Keiko Kawakami (川上 慶子 Kawakami Keiko), quien fue hallada sentada.

La aeronave despegó a las 18:12. Tenía planeado volar hacia la bahía de Tokio en línea recta para después enfilarse en un giro a la derecha y alinearse con el aeropuerto de destino, sin embargo eso no ocurrió y una vez transcurridos los primeros 12 minutos, mientras la aeronave alcanzaba su altitud de crucero sobre la bahía Sagami, el mamparo de presión trasero falló. Como consecuencia del fallo se perdió el estabilizador vertical y otras partes del avión que cayeron al mar, despresurizando la cabina y dañando severamente las cuatro líneas hidráulicas de la aeronave.

MyPhotoJal-02_JA8143

Los pilotos sintonizaron su transmisor-receptor en una banda de frecuencia exclusiva para señales de emergencia, dirigiéndose a Tokio, donde se les permitió el descenso proporcionándoles los vectores principales para un aterrizaje de emergencia. Continuando los problemas, solicitaron los vectores de regreso a Haneda y luego a Yokota, donde hay una base militar de los Estados Unidos, pero regresaron a Haneda nuevamente, debido que la aeronave presentaba problemas de control.

Con la pérdida de control total de las superficies estabilizadoras el avión comenzó a oscilar elevándose y descendiendo en lo que es conocido como un ciclo fugoide, un modo de vuelo típico en accidentes de aeronaves donde los controles están inhabilitados. Después de descender a 4.100 metros, los pilotos reportaron que la nave estaba totalmente incontrolable, y sobrevolaron la península de Izu, dirigiéndose hacia el océano Pacífico y luego giraron hacia la playa, descendiendo a 2.100 metros. La tripulación consiguió elevar el avión a una altitud de 4.000 metros antes de entrar en un descenso vertiginoso a través de las montañas y desaparecer del radar a las 18:56, a 2.100 metros de altitud.

jal123-jlp00892730

Durante las oscilaciones que precedieron a la caída de la aeronave, los pilotos implementaron una medida de control usando la reacción de las turbinas. Los momentos finales del avión ocurrieron cuando golpeó una montaña como resultado de su pérdida de control y aterrizando en la ladera. Treinta minutos pasaron desde el fallo del mamparo hasta el momento del impacto, lo cual permitió a algunos pasajeros escribir notas de despedida a sus familiares.

La causa del accidente según la investigación fue un fallo estructural de la aeronave por reparación defectuosa y pérdida de control hidráulico.